enlace Los consumidores ya no tienen sexo*

A pesar de años de publicidad dirigida a mujeres, hay muy poca diferencia entre la cantidad de hombres y mujeres que beben refrescos sin azúcar (light). El dato lo da Byron Sharp en How Brands Grow, y da que pensar.

El uso del género para definir un target es una simplificación que resulta muy útil a la hora de hacer marketing, pero en pleno siglo XXI se le está empezando a ver el cartón. Hoy hay herramientas que nos ayudan a superarla, a entender las motivaciones de compra de la gente independientemente de que nazcan con un cromosoma u otro. Y, además, el consumidor está más abierto que nunca a esta fluidez de género.

Si hay un neologismo que está dando que hablar en lo que llevamos de 2016, ésa es ungendered. Hace referencia a la tendencia a la difuminación de la frontera entre lo masculino y lo femenino. Se han subido muchas marcas al carro ya, y aquí en España incluso Zara ha lanzado una línea de ropa sin género predefinido.

Desde luego que siguen existiendo productos cuyo consumidor viene definido por el sexo del individuo, pero cada vez son menos: compresas, espuma de afeitar, cremas anti celulitis, sujetadores… productos casi siempre ligados directamente al aspecto fisiológico de la persona.

Definir el target por sexos es algo muy del siglo XX. Y lo que es peor, es una manera bastante perezosa de definir el público objetivo de nuestra campaña.

*al final el texto no iba de lo que parecía, ¿eh?

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s